sábado, 10 de enero de 2015

Francia: del oscurantismo a la reacción





Desde el miércoles a la mañana la hipocresía tiene un nombre: los valores de la república. Sobre estos “valores” (y sí, las comillas están más que justificadas) se está construyendo la unión nacional, la unión sagrada. Sí, ¡sagrada!, como en la Primera Guerra Mundial. Frente al ataque asesino, oscurantista, en nombre del “Islam” (y las comillas también valen), se monta la unión sagrada. Pero los valores, valores son. De universales no tienen nada. Pero sirven para cubrir una nueva guerra o, mejor dicho, una nueva cruzada.

Completo en La Izquierda Diario